Sí ya se lo que estás pensando, desde un punto de vista matemático 2 es la suma de 1+1. Tienes toda la razón, si nos centramos en las matemáticas, esa es una respuesta totalmente lógica.

¿Y si lo miramos desde un punto de vista de las relaciones de pareja? Aquí la cosa cambia bastante.

Ser 2 en una pareja, supone equipo, compenetración, complicidad, comunicación cálida y continua, desnudez emocional, refuerzo del vínculo…y un sinfín de cosas más. Es lo que conocemos como “Ser pareja”. Este término implica mucho, y cada pareja lo hace desde su óptica y forma de entender la vida.

Sin embargo 1+1 no necesariamente implica que somos equipo. Está más relacionado con “Tengo pareja”. Son dos personas que se unen, hacen cosas juntos, se quieren, se desean….pero el vínculo no es tan profundo como para formar equipo. Aunque si les preguntas te van a decir que sí. Y realmente creen que sí.

Es un ejercicio de análisis profundo de las relaciones sentimentales para saber cómo estamos funcionando, si desde la superficie o desde otro lado.

Haciendo esta diferencia no quiero que se entienda que es malo no ser un equipo, no es mi intención con ello. Simplemente señalar dos tipos diferentes de vivir una relación de pareja.

Esta diferenciación nos puede ayudar a entender qué ocurre en nuestra relación de pareja, cómo queremos que sea, y nos abre la puerta a otras opciones.

-Ruth Fernández-